Los 10 mandamientos del buen diseño, por Dieter Rams

Seguramente no sabes quién es Dieter Rams, pero es muy probable que hayas usado un producto que, o bien ha diseñado él o ha sido inspirado por su obra.

Diseñador industrial alemán y figura clave del diseño Funcionalista, es el responsable de los productos estrella de Braun, como radiotransmisores, exprimidores de naranjas o calculadoras.

Una vez se preguntó: “¿Es mi diseño un buen diseño?”. Y como el buen diseño no se puede medir de una manera universal, se respondió a si mismo con un listado de los diez principios básicos de lo que él consideraba un buen diseño.

Con el tiempo, estos principios se han denominado “Los diez mandamientos del buen diseño”.

1- El buen diseño es innovador

Las posibilidades de innovación no se han agotado. El desarrollo tecnológico siempre está ofreciendo nuevas oportunidades para el diseño innovador. Pero el diseño innovador siempre se desarrolla a la par con la tecnología innovadora, y nunca puede ser un fin en sí mismo.

2- El buen diseño hace útil un producto

Un producto se compra para ser utilizado. Tiene que satisfacer ciertos criterios, no sólo funcional, sino también psicológico y estético. Un buen diseño hace hincapié en la utilidad de un producto, sin tener en cuenta cualquier cosa que pudiera ser un detrimento para ella.

3- El buen diseño es estético

La calidad estética de un producto es parte integral de su utilidad ya que los productos que usamos todos los días afectan a nuestra persona y nuestro bienestar. Pero sólo los objetos bien ejecutados pueden ser bellos.

4- El buen diseño hace que un producto sea fácil de entender

Aclara la estructura del producto. Mejor aún, puede hacer que el producto hable. En el mejor caso, se explica por sí mismo.

5- El buen diseño es discreto

Los productos que cumplen un propósito son como herramientas. No son ni objetos decorativos ni obras de arte. Por tanto, su diseño debe ser a la vez neutral y moderado, para dejar espacio a la libre expresión de los usuarios.

6- El buen diseño es honesto

No convierte un producto en algo más innovador, poderoso o valioso de lo que realmente es. No intenta manipular al consumidor con promesas que no puede cumplir.

7- El buen diseño es duradero

Evita estar a la moda, por lo que no parece nunca anticuado. A diferencia del diseño de moda, dura muchos años – incluso en la sociedad de usar y tirar de hoy.

8- El buen diseño es minucioso hasta el último detalle

Nada debe ser arbitrario o dejado al azar. Tener cuidado y precisión en el proceso de diseño es una muestra de respeto hacia el usuario.

9- El buen diseño es respetuoso con el medio ambiente

El diseño hace una importante contribución a la preservación del medio ambiente. Ayuda a conservar los recursos y reduce al mínimo la contaminación física y visual durante todo el ciclo de vida del producto.

10- El buen diseño es tan poco diseño como sea posible

Menos, pero mejor – porque se concentra en los aspectos esenciales, y los productos no están agobiados con lo no esencial.

De vuelta a la pureza, de vuelta a la simplicidad. [“Back to purity, back to simplicity” es una de las citas más conocidas de Rams]

Os dejamos también con vídeo (en inglés) que hizo Cool Hunting sobre la obra de Dieter Rams, que ha inspirado a diseñadores industriales contemporáneos como Jonathan Ive para los productos de Apple.

Compartir

Twitter | Facebook | LinkedIn | Google+

Sobre el autor

Diseñador audiovisual experto en diseño web, producción de vídeos y diseño gráfico.

Hay un comentario

  1. Juan Ángel - 5 agosto, 2013

    me encantan! muchos diseñadores deberían aplicarse esto!

Escribe un comentario